INTERESCULTAS. Crónicas #IntersEdM

    El interescultas arrancaba con fuerza desde el sábado por la mañana. A primera hora saludando las viejas caras conocidas y recordando pasadas andanzas.

    Al llegar a Mangirón, tras el montaje de las tiendas, comenzaban las primeras actividades. Como ya es habitual, juegos de presentación por pequeños grupos. Los más de 300 escultas iban conociéndose para después de la comida, y con esos pequeños grupos formados, empezar la gymkhana de la tarde.

Una actividad sobre la seguridad vial enfocada en los ámbitos que más interesan a los escultas, como por ejemplo los distintos tipos distracciones en las vías y cómo evitarlas, o cómo actuar correctamente ante posibles imprevistos. En cada base se realizaba un pequeño juego ambientado y posteriormente se realizaban reflexiones grupales sobre la moraleja de cada base.

  Tras un parón para merendar y recargar energías los escultas se enfrentaron a un reto creativo, diseñando sus propias campañas publicitarias para concienciar sobre los buenos hábitos en la seguridad vial. Surgieron ideas muy ingeniosas que luego presentaron ante el resto de escultas creando una puesta en común bastante fructífera.

interEscultas

   Justo antes de la cena un buen chaparrón nos sorprendió, pero como al scout nada amilana, la lluvia no fue capaz de impedirnos disfrutar de la actividad nocturna. En ella  se simulaba una discoteca a la que los asistentes habían ido en coche y, para poder volver a sus casas, necesitaban un conductor. Muchos de ellos habían recibido un hándicap, por lo tanto el viaje de vuelta se complicaba, simulando los peligros de una conducción bajo los efectos de las drogas, tanto para los que las han consumido, como para los que no.

   El domingo, ya sin lluvia, prometía unos preciosos rayos de sol para poder disfrutar de las actividades de por la mañana, que trataban sobre artes dramáticas y circenses, haciendo aflorar gran cantidad de habilidades de los escultas tanto interpretativas como creativas y sacándonos una sonrisa a todos en más de una ocasión. Ya que estábamos en nuestra salsa, era el momento de grabar el libdub de los inter, poniendo la guinda a nuestra mañana.

  Tras la comida, el inter se iba acabando con la sensación de haber pasado demasiado rápido y con ganas de más. Después de cantar la canción de la despedida y hacernos la foto todos juntos para el recuerdo, íbamos tomando rumbo hacia los autocares despidiéndonos de los nuevos y viejos amigos y esperando un pronto reencuentro.

scoutersInterEscultas

1 comentario
  1. carlota
    carlota Dice:

    No se quien habra escrito esta peaso de cronica… pero se merece una pañoleta de EdM a lo poco!

Los comentarios están desactivados.